Qué es la Técnica Pomodoro y por qué la necesitas

Si eres estudiante o trabajador seguramente hayas tenido problemas de concentración en algún momento. Por ejemplo, cuando te estás preparando para un examen, intentando hacer un trabajo, formándote en alguna nueva rama (o uno de nuestros cursos), preparando una exposición… Estas son tareas que requieren de una gran atención y motivación suficiente para mantenerla durante largos ratos. De hecho, así se marca la diferencia entre aprobar y suspender el curso. Por eso os venimos a hablar sobre qué es la Técnica Pomodoro y de por qué la necesitas.

Antes de empezar, nos gustaría destacar que por encima de cualquier técnica, método o estrategia de estudio/trabajo, está el conocimiento sobre ti mismo. Es decir, tienes que saber qué capacidad de concentración tienes y cómo eres más eficiente trabajando. Puede ocurrir que seas una persona de las que cuando comienzan a trabajar se abstraigan del mundo que le rodea, que se motiva. En este caso, seguramente te resulte mucho peor parar cada 25 minutos que hacer 2 horas de estudio seguidas.

Entonces, importante hacer un ejercicio de auto conocimiento, para poder saber cuáles son tus capacidades y limites, y empezar a trabajar sobre ellos.

¿Qué es la Técnica Pomodoro?

Cuando hablamos de Técnica Pomodoro nos referimos a una técnica basada en utilizar intervalos de tiempo, usualmente de 25 minutos, intercalados con pequeños descansos de 5 minutos entre cada uno de ellos.

Una vez completemos 100 minutos de trabajo (4 intervalos) tenemos que tomarnos un tiempo de descanso más amplio (unos 30 min aproximadamente).

Este es un método sencillo, que resulta ser muy útil a la hora de organizarnos y concentrarnos en lo que tengamos que hacer. A la vez que conseguimos ser lo más productivos posible.

La finalidad de la Técnica Pomodoro, además de conseguir ser productivos, es tener una concentración total durante los intervalos, llamados pomodoros. Y es que se aumenta la motivación sabiendo que pasados esos minutos podremos relajarnos con un pequeño break.

Un chico que se ha desconcentrado por no saber qué es la técnica pomodoro y por qué la necesitas

¿De dónde proviene?

Esta técnica proviene de Italia, donde “pomodoro” significa tomate. Su creador fue un estudiante italiano llamado Francesco Cirillo que la puso en práctica a finales de los 80 cuando estaba en época de exámenes.

Cirillo aplicó este método con la ayuda de un temporizador de cocina con forma de tomate que acabó dando nombre a toda una técnica de estudio. 

Ventajas y desventajas

Ventajas

Desventajas

Como podéis ver, nosotros consideramos que la Técnica Pomodoro tiene más puntos a favor que en contra a la hora de aplicarla en nuestro día a día, así que ¿por qué no utilizarla? ¡No perdemos nada!

¿Cómo llevarla acabo?

  1. Cogemos un papel y un bolígrafo (o nuestro ordenador o móvil), para poder hacer una lista con las tareas que queramos hacer.
  2. Organizamos las tareas y las dividimos entre los pomodoros si son no muy extensas. En caso de serlo, elegiremos una en concreto y la distribuiremos entre los pomodoros que necesitemos.
  3. Organizamos las tareas y las dividimos entre los pomodoros si son no muy extensas. En caso de serlo, elegiremos una en concreto y la distribuiremos entre los pomodoros que necesitemos.
  4. Una vez suene la alarma que concluye el primer pomodoro, nos tomaremos un descanso de 5 minutos.
  5. Utilizaremos el tiempo de descanso para retirarnos del lugar de trabajo. Podemos aprovechar para ir al baño, estirar, beber agua o comer algo rápido… La intención es desconectar la mente del lugar de trabajo y del trabajo en sí.
  6. Una vez concluido el descanso, volveremos manos a la obra. Así seguiremos hasta que acabemos los 4 descansos, momento de tomar un descanso de unos 30 minutos. Para después decidir si seguir con la tarea.
Pasos a seguir
100%

Y para concluir ¿Es realmente efectiva?

Desde nuestro punto de vista, esta es una técnica que es más efectiva para personas con dificultades para mantener la concentración durante periodos largos de tiempo. Ya que de esta manera, haces un esfuerzo de mantenerte concentrado durante 25 minutos con su recompensa de descanso.

Si eres una persona que cuando se pone a trabajar se abstrae de todo lo demás y vas como un tiro, esta técnica no es para ti. En cambio, si no eres capaz de hacer tareas de forma consecutiva ni que ocupen mucho tiempo, te aconsejamos que la pruebes. Al fin y al cabo, no pierdes nada ¿Verdad?

Infografía para saber qué es la Técnica Pomodoro y por qué la necesitas

Bonus Track: 3 apps gratuitas para usar la Técnica Pomodoro

Marinara Timer

Marinara Timer es una  herramienta web gratuita que te ofrece tres tipos de temporizador para tu productividad:

  •  Podomodo tradicional
  •  Temporizador personalizado con opciones de distintos períodos 
  • Temporizador para la cocina

Esta App usa la Técnica Pomodoro clásica para que puedas trabajar en intervalos de 25 minutos antes de tomar un descanso. Es una buena opción para no gastar dinero, ni descargar ninguna clase de app.

Focus Booster

La app Focus Booster es muy adecuada para trabajadores que tienen varios clientes. Entre las características que ofrece:

  • Ajustar la duración de su enfoque y las sesiones de descanso.
  • Los datos se sincronizan en las aplicaciones web, móviles y de escritorio de Focus Booster

Tomatoes

Tomatoes es idónea para poder trabajar con los intervalos. La aplicación es muy básica. Simplemente hay que hacer clic en el botón “Inicio” en la página de inicio para iniciar una cuenta atrás de 25 minutos.

Lo que hace diferente a Tomatoes es que registra la cantidad de pomodoros que cada uno de sus usuarios ha completado, creando tablas de clasificación para cada día, semana y mes, y en todo momento.

Además, puedes decírselo a amigos o compañeros y competir a ver quién consigue realizar más pomodoros.

Artículo añadido al carrito.
0 items - 0.00